Servidor DNS (Ubuntu BIND9)

Uno de los servicios más importantes de Internet es el de resolución de nombres (DNS) que nos permite trabajar con nombres (FQDN) en lugar de tener que recordar listas interminables de IPs.

En este post, vamos a instalar un servidor DNS sobre Ubuntu, en concreto, usaremos uno de los más populares BIND9. Nuestro servidor de nombres realizará una doble función, por un lado, se encargará de resolver las peticiones de los clientes, en este caso reenviando las peticiones a otros servidores DNS y además resolverá una zona a nivel local.

Instalación y configuraciones iniciales

Suponemos un Ubuntu Server 16.04 correctamente configurado y con nombre ns1 y dominio casa.local, obviamente aquí irá el dominio que cada uno quiera configurar.

El primer paso, será la instalación del servicio

sudo apt update

sudo apt install bind9 -y

En nuestro ejemplo, queremos que únicamente funcione con direcciones IPv4:

sudo systemctl edit –full bind9

bind01

A continuación recargamos el servicio:

sudo systemctl daemon reload

El siguiente paso, es hacer que el servidor se apunte a sí mismo, paso necesario si queremos que él mismo resuelva la zona local, para ello, editamos el archivo de configuración de red y hacemos que se apunte a sí mismo como servidor de nombres:

bind04

Reiniciamos la interfície. Recordad que en Ubuntu 16.04 el reinicio de la interfície es algo más complicado que en versiones anteriores:

sudo ip addr flush enp0s3

sudo systemctl restart networking.service

Editamos el archivo /etc/resolv.conf para eliminar las referencias a los servidores de nombres anteriores:

bind05

La configuración de BIND9 se centraliza desde el archivo /etc/bind/named.conf, este archivo, básicamente llama a tres archivos:

  • etc/bind/named.conf.options: que contiene las configuraciones generales.
  • /etc/bind/named.conf.local: donde se definen las zonas que contendrá el servidor.
  • /etc/bind/named.conf.default-zones: que contiene las zonas definidas por defecto.

El primer paso, será editar el archivo /etc/bind/named.conf.options para definir los reenviadores, las direcciones de escucha, etc. Quedando una configuración similar a la de la imagen siguiente:

bind02

Donde en forwarders pondremos las direcciones IP de los DNS que queramos utilizar para resolver las consultas a dominios externos al local.

Para comprobar que no se han cometido errores sintácticos (es muy fácil dejarse un punto y coma), se tiene el comando

named-checkconf

 

 Si no se obtienen errores se procede a reiniciar el servicio:

sudo systemctl restart bind9.service

Comprobamos que el servidor resuelve correctamente una consulta a un dominio externo:

bind06

Creación zona local

Ahora es momento de definir nuestra zona local. Para ello, en primer lugar, deberemos editar el archivo named.conf.local. A continuación, se crea un archivo con la información de la zona. En este ejemplo, vamos a crear tanto una zona directa como una zona inversa (para resolución de nombre a partir de IP).

bind07

Para alojar los archivos de zona, creamos una carpeta llamada /etc/bind/zones y usaremos los archivos de las zonas por defecto como plantillas.

sudo su

mkdir /etc/bind/zones

cp /etc/bind/db.local /etc/bind/zones/db.casa.local

cp /etc/bind/db.127 /etc/bind/zones/db.192.168.1

Ahora editamos el archivo db.casa.local para editar la SOA

bind08

A continuación añadimos algunos registros a modo de ejemplo:

bind09

Se repite el proceso con el archivo db.192.168.1 para configurar la zona inversa:

bind10

bind11

Una vez editados los archivos comprobamos que no haya errores sintácticos y reiniciamos el servicio:

named-checkconf

systemctl restart bind9.service

Comprobamos que el servidor resuelve correctamente consultas locales:

bind12

Y ya tenemos nuestro servidor DNS operativo!

Anuncios

Ubuntu se para al reiniciar

Con la versión 16 de Ubuntu, en concreto con la 16.04 LTS que es la que utilizo en las prácticas, en ocasiones el reinicio de la máquina se queda clavado en un punto, esperando conexión de red. Normalmente, no es un problema, pero si el adaptador de red no está correctamente configurado, lo hemos desconectado (física o virtualmente), etc. nos encontraremos con esta situación.

2017-08-22_0849

Vemos como indica que está esperando que se levante una interface de red, para determinar las actualizaciones pendientes que existan. De hecho el tiempo de espera es de 5 minutos.

Si no queremos tener este tiempo de espera, situación típica en laboratorios con máquinas virtuales, podemos modificar este tiempo. Para hacerlo, una vez iniciada sesión, editaremos el archivo networking.service:

sudo nano /etc/systemd/system/network-online.target.wants/networking.service

Como se puede observar, la última línea especifica el tiempo de espera, que por defecto son 5 minutos, se puede cambiar a, por ejemplo 5 o 10 segundos.

2017-08-22_0851.png

Espero que este pequeño post os sea de utilidad!

Instalando Office 2010 en Linux Mint 18.1

Tal vez, una de las barreras para trabajar con un sistema operativo Linux sea que no podamos ejecutar aplicaciones que cotidianamente utilizamos con sistemas operativos Windows, como, por ejemplo, la suite Office de Microsoft.

Si las alternativas de Office online y de Libre Office no nos acaban de convencer, disponemos de diferentes soluciones para ejecutar una aplicación de Windows sobre Linux. Pese a que popularmente podríamos recurrir a virtualizar un entorno Windows mediante las populares herramientas VirtualBox o VMWare, en el presente artículo evaluamos el resultado de la instalación del paquete Office 2010 sobre la popular distribución Linux Mint 18.1, utilizando dos herramientas gratuitas (wine y playonlinux) y una de pago (crossover).

Instalación mediante wine (exitosa pero no perfecta):

En el propio site de wine, podremos observar la presencia de una lista de aplicaciones soportadas, y la evaluación de su instalación mediante dicha herramienta. Optamos por la suite en su versión 2010, tras analizar el resultado de las diferentes distribuciones, siendo ésta la versión más actual con comportamiento estable (descartamos 2007, por la falta de disponibilidad de ciertas funcionalidades, que sí que disponíamos con la versión 2010). La situación actual de la evaluación del rendimiento la podemos ver en el siguiente enlace: https://appdb.winehq.org/objectManager.php?sClass=application&iId=31

Tras el análisis de la información de rendimiento de las versiones en dicho site, como de la experiencia de diferentes usuarios, decidimos ‘jugar seguro’ y probar instalar la versión de 32 bits de la aplicación.

Hechas las elecciones, decidimos ponernos manos a la obra, basándonos en el procedimiento seguido en los siguientes sites:

https://www.dizwell.com/wordpress/technical-articles/linux/install-office-2010-on-ubuntu-16-04/

http://ubuntuhandbook.org/index.php/2017/01/install-wine-2-0-ubuntu-16-04-14-04-16-10/

Tras completar los pasos, conseguimos instalar la aplicación de forma exitosa. Aunque la interacción con la suite es correcta, y existiendo algunas dificultades con la visualización de algunas opciones, o por ejemplo, con la selección rápida del idioma del documento en el pie de la aplicación Word, la molestia principal la localizamos en que para cada nueva ejecución de una de las aplicaciones, se vuelve a iniciar el asistente de instalación de la suite, como si previamente no se hubiese instalado la aplicación. Considerando el resultado no perfecto, disculpadnos si no ponemos los pasos detallados, y nos centramos en los casos que nos aportan un resultado satisfactorio.

Instalación mediante playonlinux (exitosa, con buenos resultados):

Tras el resultado en gran parte exitoso observado en la instalación con Wine, decidimos probar si con playonlinux podemos instalar de forma satisfactoria la suite, y si con esta aplicación, solventamos el problema de que se inicie el instalador cada vez que inicialicemos una aplicación de la suite. El resultado en este caso es satisfactorio, observando también una leve mejora en la representación de alguna de las funcionalidades de la aplicación.

Seguimos los pasos indicados en el siguiente enlace, decidiendo comprobar si el procedimiento aplicado a una versión más nueva de Linux Mint sigue siendo válido:

https://sysads.co.uk/2014/02/07/install-ms-office-2010-linux-mintubuntu-playonlinux/

Los comandos que de forma particular hemos utilizado son los siguientes:

  • Preparamos el entorno para que ejecute la aplicación en 32 bits: sudo dpkg –add-architecture i386
  • Añadimos el repositorio desde donde nos descargaremos los paquetes necesarios: sudo add-apt-repository ppa:wine/wine-builds
  • Actualizamos los paquetes disponibles: sudo apt update
  • Instalamos wine y los paquetes recomendados: apt install –install-recommends winehq-staging
  • Instalamos winetricks, para que nos permita descargar posteriormente librerías que puedan ser necesarias para ejecutar las aplicaciones basadas en Windows: sudo apt install winetricks
  • Instalamos curl, un port de 7zip y winbind: sudo apt install curl ; sudo apt install p7zip-full ; sudo apt install winbind .
  • Finalmente, instalamos playonlinux: sudo apt install playonlinux

Una vez instalada la aplicación, insertamos el DVD de instalación del paquete Office, y accedemos al botón ‘Office’ de la aplicación PlayOnLinux. En la lista de aplicaciones escogemos Office2010 (figura 1), y tras entender lo indicado en la pantalla de instalación, de que no alteremos la unidad C: que en el programa de instalación nos indicará, se iniciará un asistente para la instalación de la aplicación (figura 2).

Figura 1
Figura 2

La misma aplicación descargará la versión de Wine que necesite, y la correspondiente versión del paquete wine-mono, que es una implantación del framework de .NET. A partir de aquí, se nos iniciarán las pantallas del asistente clásico de instalación de Office, donde nos pedirán la clave del producto (figura 3), y posteriormente las opciones de instalación del paquete (típica, personalizada). Si todo funciona como se esperaba, observaremos el mensaje de confirmación de que la instalación ha sido satisfactoria (figura 4).

Figura 3
Figura 4

Instalación mediante crossover (exitosa, con buenos resultados):

La empresa codeweavers, comercializa una solución comercial denominada crossover, pensada para ejecutar aplicaciones de Windows en entornos Mac y Linux. La descripción de la aplicación y las instrucciones para su descarga las podemos localizar aquí: https://www.codeweavers.com/products/crossover-linux

Con dicha solución, podremos instalar el Office 2010 sin inconvenientes, de una manera muy sencilla e intuitiva. La solución es de pago, pero podemos descargar una versión de evaluación de 15 días. Si realmente no disponemos de mucho tiempo disponible, y deseamos un resultado rápido y con el soporte de una empresa, no deberíamos descartar esta opción.

Para la instalación del paquete, deberemos solicitar la demo en el formulario disponible. Ello nos permitirá descargarnos un paquete .deb, que podemos instalar con el comando gdebi. A partir de aquí, la aplicación nos permitirá instalar en un ‘contenedor’ (denominado ‘bottle’ para la aplicación), y tras el proceso de instalación, podremos ejecutar la aplicación con un buen resultado.

Autor: Josep Lluís Torres